El Papa Francisco visitará Ecuador, Bolivia y Paraguay en su primera gran gira latinoamericana. Foto: Archivo
El Papa Francisco eligió a Ecuador, Bolivia y Paraguay como los destinos de su primera gran gira latinoamericana porque se trata de ´periferias emergentes´, aseguró el funcionario vaticano Guzmán Carriquiry

Notimex - El secretario de la Pontificia Comisión para América Latina, de nacionalidad uruguaya, destacó la importancia que Bergoglio le ha dado a esas tres naciones, de pasado borrascoso, al dedicarles uno de sus más largos viajes apostólicos.

"Quizás uno se anima a decir que ha escogido periferias emergentes en América Latina. Llamar a Bolivia, Ecuador y Paraguay periferias emergentes en un signo de respeto y de señalación", explicó.

"Cuando uno piensa en América Latina geopolíticamente la piensa como un triángulo con tres vértices formado por México, Brasil, Argentina y Chile", agregó.

El próximo domingo 5 de julio, el pontífice partirá desde Roma y el día después aterrizará en la capital ecuatoriana, Quito, donde iniciará una intensa gira que seguirá por Bolivia y Paraguay, y concluirá con el aterrizaje en Roma el 13 de julio.

En esta gira Francisco decidió privilegiar aquellos países ubicados al margen de las posiciones dominantes en la región, perdedores de guerras, históricamente asediados por sus vecinos pero, al mismo tiempo, con una recuperada estabilidad y un deseo de rescate en sus pueblos.

Aunque el Papa ya visitó esa Latinoamérica en julio de 2013 para la Jornada Mundial de la Juventud de Río de Janeiro (Brasil) aquel no fue un viaje estrictamente latinoamericano, la atención del pontífice estuvo concentrada en su encuentro con los jóvenes y no tanto en un respiro regional.

Carriquiry, uno de los hombres más cercanos a Jorge Mario Bergoglio, lo acompañará en su viaje, como parte de la comitiva papal.

"Así como el Papa ha querido comenzar sus visitas a Europa a través de Bosnia y Albania. No ha estado en Francia, ni en España, ni en Alemania, ni en Inglaterra, así seguramente ha querido empezar en Latinoamérica desde las periferias, donde él mismo asegura que se ve mejor todo el conjunto", indicó.

"Eso lo podremos deducir y se nos va a hacer más claro cuando el Papa recorra estos tres países. Vamos a estar especialmente atentos porque será la primera visita pastoral en la que el Papa habla a su gente en su propio idioma", añadió.

Unas apreciaciones similares ensayó el portavoz vaticano Federico Lombardi quien, al presentar el viaje a los periodistas, destacó esta opción del líder católico no por los grandes centros de poder, sino por lugares necesitados de catalizadores para consolidar el crecimiento.

Leer resto de la noticia