III.  Novena Encuesta a los Diáconos Permanentes y

Quinta Encuesta a las esposas de los Diáconos de América Latina

Resultados comparativos obtenidos en la aplicación efectuada en el año  2015

Número de encuestas respondidas en el año 2015:

339 diáconos permanentes (100%)

130 esposas de diáconos  (100%)

 1.- Datos generales:

1.1  Tu edad actual Esposas Diáconos
1 76 años y más 7,0% 9,0%
2 Entre 66 y 75 años 11,0% 10,0%
3 Entre 56 y 65 años 41,0% 51,0%
4 Entre 46 y 55 años 29,0% 25,0%
5 45 años y menos 12,0% 5,0%
Promedio general ponderado: 57  años 59 años

 

1.2  Tu estado civil: Esposas Diáconos
1. Casada 93,0% 90,5%
2.- Viuda/o 7,0% 9,3%
3.- Soltero ----- 0,2%

 

1.3 Si están casados, indicaron los siguientes datos: Esposas Diáconos
Años de matrimonio (promedio) 32,5 34,0
Número de hijos/hijas (promedio) 3,77 3,75

 

1.4  Tu escolaridad Esposas Diáconos
1 Hasta educación básica completa 16,0% 12,0%
2 Hasta educación media completa 49,0% 32,0%
3 Hasta educación técnica completa 22,0% 30,0%
4 Hasta educación universitaria completa 13,0% 26,0%

 

1.5  Tu situación laboral Esposas Diáconos
0 Ama de casa 33,0% ---
1 Trabaja en forma dependiente 40,0% 55,0%
2 Trabaja en forma independiente  13,0% 19,0%
3 Cesante 8,0% 9,0%
4 Pensionado/a 6,0%     13,0 %

 

1.6  Ingreso mensual grupo familiar Esposas Diáconos
1 Hasta 600 dólares 26,0% 23,0%
2 Entre 601 y 1.200 dólares 33,0% 31,0%
3 Entre 1.201 y 1.800 dólares 20,0% 18,0%
4 Entre 1.801 y 2.100 dólares 12,0% 19,0%
5 2.101 y más dólares 9,0% 9,0%

 

1.7  Año de la ordenación diaconal del esposo Esposas Diáconos
1 En 1978 y antes 6,0% 4,0%
2 Entre 1979 y 1989 9,0% 6,0%
3 Entre 1990 y 1999 22,0% 14,0%
4 Desde el 2000 en adelante 63,0% 76,0%

 

1.8 (Si están casados) En la actualidad, ¿participan en una pequeña comunidad de diáconos, como esposos? Esposas Diáconos
1 Si 42,0% 43,0%
2 No 50,0% 55,0%
No respondieron 8,0% 2,0%

 

1.9 Actualmente, asisten a las reuniones zonales o diocesanas de los diáconos permanentes Esposas Diáconos
1 Nunca 15,0% 25,0%
2 1 ó 2 veces al año 17,0% 14,0%
3 3 ó 4 veces al año 18,0% 14,0%
4 5 ó 6 veces al año 16,0% 12,0%
5 7 u 8 veces al año 15,0% 19,0%
6 9 y más veces al año 19,0% 16,0%

 

2.- Experiencias diaconales, según los diáconos y sus esposas:

De acuerdo a su propia experiencia personal, como  diácono o como esposa de un diácono, señala del 1 al 10, qué servicio le corresponde realizar al esposo,  con mayor frecuencia:

 

Servicios del diácono Esposas Diáconos
- Enseñar: lo que implica proclamar la Sagrada Escritura e instruir y exhortar al pueblo 7,22 7,80
- Santificar: mediante la oración, en la administración solemne del bautismo, en la conservación y distribución de la Eucaristía, en la asistencia y bendición del matrimonio, en presidir el rito de los funerales y de la sepultura y en la administración de los sacramentales. 8,97 8,70
- Conducir: en la dedicación a las obras de caridad y de asistencia, y en la animación de comunidades o sectores de la vida eclesial, especialmente en lo que concierne a la caridad. 4,22 5,60

 

3.- Formación diaconal:

 

3.1 La formación inicial para ser diácono, ¿el esposo la realizó en una Escuela del Diaconado Permanente del Obispado? Esposas Diáconos
1 Si 97,0% 97,0%
2 No 3,0% 3,0%

 

3.2 La formación inicial sistemática para ser diácono permanente, del esposo duró en total un promedio de Esposas Diáconos
6,2 años 5,9 años

 

3.3 La esposa ha  participado en el proceso de formación inicial de su esposo, como diácono permanente Esposas Diáconos
1 En el 0% y el 25% del proceso 7,0% 13,0%
2 En el 26% y el 50% del proceso 25,0% 22,0%
3 En el 51% Y 75% del proceso 27,0% 40,0%
4 En el 76% y el 100% del proceso 41,0%       25,0%

 

3.4     La formación permanente como diácono, el esposo  la realiza mediante Esposas Diáconos
1 Cursos, al menos 1 al año 76,0% 50,0%
2 Cursos, cada dos años 9,0% 29,0%
3 Cursos, cada tres años 4,0% 6,0%
4 No asiste a cursos  11,0% 15,0%

 

3.5               Opiniones sobre la formación inicial recibida por el esposo

 

 

Coloca una nota, de 1 a 7, sobre la formación frente a cada ítem: 7: Excelente, 6: Muy buena, 5: Buena, 4: Más que regular, 3: Regular, 2: Deficiente, 1: Mala
  Esposas Diáconos
Tu propia formación inicial como diácono permanente. 6,0 6,1
La formación inicial de los diáconos permanentes de tu diócesis. 5,7 5,9
La formación inicial de los diáconos permanentes de otras diócesis. 5,4 5,7

 

4.- Labor pastoral de los diáconos permanentes

¿Cómo consideran -la esposa y el diácono- la labor pastoral de los diáconos permanentes?

 

Tu mirada de la labor pastoral

 

 

Coloca una nota, de 1 a 7, sobre la formación frente a cada ítem: 7: Excelente, 6: Muy buena, 5: Buena, 4: Más que regular, 3: Regular, 2: Deficiente, 1: Mala
  Esposas Diáconos
La labor pastoral de tu esposo, como diácono permanente 6,32 6,3
La labor pastoral de otros diáconos permanentes de tu diócesis 6,09 5,9
La labor pastoral de los diáconos permanentes de otras diócesis 5,44 5,8

 

5.- Formación y organización

 

Opinión

 

Respondieron “Muy de acuerdo y de acuerdo”
Esposas Diáconos
Las esposas de los candidatos a diácono permanente deben contar con un programa de formación específico, que las prepare a su futura misión de colaboración y apoyo al ministerio de su marido. 92,0% 86,0%
Se debe favorecer la asociación de los diáconos mismos, instando a que se fortalezca el orden diaconal diocesano, mediante reuniones frecuentes, a las que podrán asistir acompañados de sus esposas. 94,0% 94,5%
Las reuniones zonales de diáconos permanentes que se realizan son muy aburridas y poco útiles. 22,0% 34,5%

 

6.- Participación diaconal

En su opinión, ¿por qué no asisten todos los diáconos permanentes a las reuniones zonales o diocesanas?

 

Respuestas  múltiples Esposas Diáconos
1 El día y horario fijados, son inadecuados 21,5% 11,5%
2 Esas reuniones son latosas e ineficientes 13,3%  6,0%
3 Tienen problemas económicos, familiares o de salud 26,4% 35,0%
4 Tienen muchas responsabilidades pastorales 36,6% 18,5%
5 Está todo muy dirigido, no hay participación real 12,0% 8,0%
6 Son innecesarias 10,4% 6,0%
7 Por otras razones 19,8% 11,0%
8 Por falta de interés de los diáconos 26,5% 4,0%

 

7.-  Nuestra vocación a la vida diaconal se forjó principalmente en los siguientes ámbitos

 

Respuestas  múltiples Esposas Diáconos
Mi familia 96,1% 95,6%
Mi parroquia 98,8% 83,7%
Movimiento apostólico 12,2% 17,6%
Escuela, pastoral de educación 10,6% 12,2%
Pastoral Juvenil 19,1% 26,4%
Pastoral Universitaria 4,9% 3,6%
Pastoral vocacional 3,7% 1,0%
Pastoral familiar 19,4% 23,3%
Catequesis familiar 17,7% 19,5%
Catequesis bautismal 5,1% 4,7%
Catequesis matrimonial 6,7% 7,9%
Pastoral social, solidaridad 8,5% 13,2%
Pastoral de Espiritualidad 2,7% 3,6%
Misiones 10,5% 16,9%
Liturgia 7,2% 8,4%
Coros, canto litúrgico 6,3% 8,2%
Congregación religiosa 3,4% 3,1%
Comunidad cristiana de base 10,7% 10,9%

 

8.- ¿Qué acciones pastorales, nuevas y concretas, asumirás tú, como diácono o como esposa de un diácono, a partir de las Conclusiones de la Vª Conferencia General del Episcopado latinoamericano de Aparecida?

 

Respuestas  múltiples Esposas Diáconos
Renovarme como catequista para evangelizar mejor 14,5%  
Llegar a lugares donde no llega la Iglesia, en el barrio 36,8%
Llegar con la Palabra de Dios a los más pobres 27,6%
Integrar, como discípulo/a, a los excluidos 23,2%
Dar testimonio de Cristo misericordioso 19,4%
Partir por entusiasmar, enamorarse de Cristo 18,9%
Ayudar a mis hijos/a a vivir a Cristo 16,7%
Asumir al Misión Continental 25,7%
Evangelización en mi sector 28,2%
Apoyar la pastoral familiar 7,0%
Más oración 25,2%
Preparar una catequesis para laicos 28,9%

 

Reflexión final:

Les invito a leer y a reflexionar sobre los resultados de esta novena encuesta a los diáconos y de la quinta encuesta a las esposas de los diáconos, de Ibero América, realidad que nos interpela, y que nos desafía.

Existe una realidad muy diversa, en todo el continente y debemos ser solidarios en la solución de los problemas que viven los hermanos diáconos de otras diócesis o países, aunque nuestra realidad personal y social sea muy diferente.

¿Cómo podríamos aprender y crecer en “comunión y participación”, sin decir nuestra propia voz, y respetando las legítimas y diferentes voces de otros miembros de nuestra Iglesia?

¿Qué será lo que Dios quiere de sus diáconos en  Ibero América, y del mundo, junto a sus esposas y a sus familias?

¿Estamos comprometidos en la búsqueda y promoción de nuevas vocaciones diaconales y consagradas para nuestra Iglesia diocesana, continental  y mundial?

 ¿Cómo estamos  trabajando –los diáconos permanentes y nuestras esposas- en la Misión Territorial, en nuestras respectivas diócesis?

 ¡Muchas gracias a todos por su fraterna colaboración y por su valiosa participación!

 

 

Miguel Ángel Herrera Parra

Diácono Permanente

Santiago de Chile

miguelangelherrera.diaconchile@gmail.com

Celular 88879468